Santo Domingo, República Dominicana, miércoles 5 de octubre, 2022

Hipólito tiende una Alfombra Roja a repostulación Luis

Manuel A. Tobías

Especial para HoraxHora

“¿Y por qué hay que estar al margen de la Constitución?, todos hablamos de la Constitución… usted no puede hacer unos estatutos al margen de lo que es la realidad nacional… eso es querer ser aséptico donde es verdad que hay que ser aséptico…” fueron los pronunciamientos con que el expresidente Hipólito Mejía encendió de nuevo el debate sobre la reelección y con los que prácticamente tendió una alfombra roja a una eventual repostulación presidencial de Luis Abinader.

Hipólito había sido anti reeleccionista hasta que en el 2002 le ‘picó el gusanillo’ del continuismo y provocó una reforma constitucional para viabilizar su repostulación. No pudo reelegirse al ser expulsado del poder en los comicios del 2004. Luego en reiteradas ocasiones se refirió como un ‘grave error’ de su parte haber intentado reelegirse y maldijo la reelección. La semana pasada, volvió, de nuevo, sobre sus pasos y dijo que si hoy fueran las elecciones Abrinader las ganara 60-10 “pero esa será una decisión” que el gobernante tomará “a su debido tiempo”.

Pero Hipólito fue más lejos en el propósito de sus declaraciones, al indicar que él no se postulará en el 2024 dado que tiene 80 años de edad “y cuando yo doy un viaje a Gurabo, tengo que ponerme en agua de sal… estoy tranquilo, estoy en mis mangos, en mis proyectos, que en los próximos días abriremos uno en Jarabacoa… estoy tranquilo”.

En abril pasado, el presidente Abinader pidió a la dirección de su partido, en una carta enviada a José Ignacio Paliza, presidente del PRM, y hecha pública, que pidiera a la dirigencia y militancia del partido cesar pronunciamientos a favor de una eventual repostulación para las elecciones de 2024. Pero no descartó el tema sino que dijo que esa discusión debe postergarse para, por lo menos, dentro de dos años, o sea a la mitad de su mandato.

El artículo 101 de los estatus del Partido Revolucionario Moderno (PRM) prohíbe la repostulación presidencial, un tema que fue religión y dogma impulsada y defendida por José Francisco Peña Gómez y el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), matriz de donde proviene el PRM, que lo continuó en sus estatus.

“Hasta tanto el Partido Revolucionario Moderno (PRM) convoque un congreso para debatir el tema de la reelección presidencial, la misma estará prohibida”, dice el artículo 101 de los estatutos de la organización.

Pero hay un proyecto de revisión, adaptación y reformular 137 artículos de los estatutos del PRM, para lo cual la comisión del partido que encabeza Eddy Olivares –vocero político de Hipólito Mejía dentro de las tendencias internas del partido- ha anunciado que prepara el borrador de reforma para ser presentado ante el congreso de la organización que se pretende realizar entre noviembre de este año y marzo de 2022.

El 31 de marzo de 2019, expresidente Mejía abogó por la prohibición “tajantemente” la reelección presidencial por considerar que es un “suicidio y una desgracia nacional”. Dijo: “Hay que prohibir eso tajantemente, que nadie vuelva a ser presidente una segunda vez, incluyéndome a mí, sólo una vez, y se vaya para su casa, hay que prohibir eso en este país”.

El vaivén del proceso democrático a partir de 1961

La oposición a la reelección presidencial fue consignada desde siempre por el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), organización que llegó al poder en 1963, bajo la presidencia de Juan Bosch, un abanderado contra el continuismo.

Cuando Bosch se separó del PRD, en 1973, el nuevo partido formado, el de la Liberación Dominicana (PLD) abrazó la consigna anti reeleccionista. La misma línea siguió el PRD, ya entonces bajo la conducción de Peña Gómez.

El anti reeleccionismo del PRD se acentúo en sus luchas contra las repostulaciones de Joaquín Balaguer, su gran rival político. En 1974, cuando estalló la crisis electoral, en la reforma constitucional realizada –impulsada por Peña Gómez y la anuencia de Balaguer, a quien se le recortaban dos años de su gestión- se consignó la no reelección, hasta ese momento sin restricción. La prohibición de ese momento tuvo dos razones: que Balaguer no pudiera participar en las elecciones fijadas entonces para 1996, y para que quedara proscrita en la Constitución de la República.

No obstante, en 2002, cuando el PRD volvió al poder, fue Hipólito Mejía quien promovió una reforma constitucional para establecer una reelección. Se postuló, pero perdió de Leonel Fernández, quien venía de cuatro años de oposición, luego de cuatro años en el poder (1996-2000), inaugurando la era de gobiernos del PLD.

Leonel Fernández se reeligió, en el 2008, amparado en la reforma que había hecho Hipólito en 2002. La reforma constitucional de 2010 estableció una prohibición a la reelección continua, o sea dos períodos constitucionales corridos. En 2015 Danilo logró una reforma constitucional, con el apoyo de la mayoría legislativa del PLD, encabezado por Leonel Fernández en ese momento, y logró reelegirse, pero con un acápite constitucional que lo restringe, para siempre, de postularse a la presidencia o la vicepresidencia. En 2019, aunque Danilo intentó una nueva reforma para permitir su repostulación – y tratar de borrar la prohibición que se le había colocado en 2015, de no poder postularse ‘nunca jamás’ tras concluir su gestión-, pero no logró siquiera presentar el proyecto ante las Cámaras Legislativas.

El contexto

El tema de una eventual repostulación de Abinader arrancó en marzo con algunos pronunciamientos en ese sentido de parte de adulones políticos, dentro y fuera del partido oficial, pero la llama se atizó cuando el dirigente Franklin García Fermín, ministro de Educación Superior, dijo al salir de una reunión de alta dirigencia del PRM, a la que asistieron Abinader e Hipólito, que se había analizado el tema de una eventual repostulación presidencial para 2024.

Abinader desmintió que en la reunión se tocara el tema de la repostulación pero dijo, sin embargo, que los estatutos del PRM deben ser reformulados y ‘adaptados a estos tiempos’, lo cual deberá ser presentado por la comisión especial formada para tal fin hace unos dos año.

El tema, no obstante, ganó rápidamente comentarios a favor y en contra a través de los medios de comunicación y hasta comenzó a hablarse de la formación de ‘movimientos’ a favor de la reelección lo que el gobernante calificó como “es extemporáneo el tema”. La situación provocó, a mediados de abril, la carta de Abinader a Paliza:

“En vista de que en los últimos días he visto, leído y escuchado pronunciamientos y comentarios de algunos militantes de nuestro Partido Revolucionario Moderno sobre supuestos aprestos para viabilizar una eventual repostulación de quien suscribe a la Presidencia de a República en procesos electorales futuros… “Le solicito formalmente trazar las orientaciones de lugar desde la Dirección del PRM, a los fines de que cesen esos pronunciamientos… no hay espacio para distraernos ni para abordar temas extemporáneos, que por el momento, no constituyen las prioridades del pueblo dominicano.. es hora de trabajar, de entregarnos y dedicarnos de todo corazón a servirle a nuestro país”.

En respuesta al contenido de la carta, Paliza dijo a la prensa: “El presidente Abinader está concentrado en gobernar, en sacar a este país de la crisis y en generar empleos. No hay otro proyecto, no hay otra idea, no hay nada que nos mueva hoy que no sea eso”.

 

Compartir

Noticias recientes

DNCD ocupa más de 115 mil gramos de diferentes drogas durante las últimas semanas
La vuelta al diálogo para la paz colombiana
Nobel para “la química del clic”, un avance con aplicaciones contra el cáncer
UE se prepara para topar el precio del gas y acuerda más sanciones a Rusia
Ir arriba